Biblioteca OnlineEducación Sexual: aspectos ideológicos y conceptuales

Sexología y sexosofia social

Por:
Fabián Corina Soledad, Fabián Roxana Mabel, Flores Daniela Liliana y López Rossana del Milagro
Egresadas del Curso de Formación en Sexualidad de AASES

Para realizar este análisis, reflexionaremos sobre una historia de vida. De la vida real:

“Yo hacía dos años que salía con mi novio,
Yo tenía trece años y cuando quede embarazada a los
Quince, él tenia veintiuno, fue el primero que dijo que sí,
Luego a los seis meses de embarazo desapareció.
Ahora solo aparece para pelear o hacerme la vida imposible”.

“Al principio mi mamá reaccionó bastante mal.
Tiraba ideas locas: que le podía dar mi hijo a mi cuñada,
Que no podía tenerlo o que lo iba a criar ella como su propia hija.
Yo le dije que era mía y que la quería tener.
Ahora después de tener la beba nos llevamos mejor, de igual a igual”.

“Me quedé embarazada por tonta,
Yo sabía que existían métodos
Pero creí que a mi nunca me iba a pasar”.

A partir de este texto consideramos que el comportamiento sexual de la adolescente de la historia se sostiene en la concepción de su sexosofía, que es el conjunto de principios y conocimientos que la gente tiene de su propia e íntima experiencia de su función sexual, incluyendo valores personales y culturales compartidos.

Creemos que la adolescente se encontró influenciada por el entorno social en el que vivía, por lo tanto no tenía una concepción integral de la sexualidad; se dejó llevar por los impulsos sexuales, fruto de caricias, besos y presiones del novio a tener relaciones sexuales.

Las conductas sexuales y su consecuencias están determinadas y condicionadas por las características familiares, desde esta situación, las herencias, las transmisiones familiares y culturales, los modelos que se vehinculizan en la Educación, la religión y el derecho, los puntos de inflexión, lo que se sostiene de la economía, influyen en los modos de ser y de relacionarse de las personas.

Teniendo en cuenta que el novio tenía 21 años y ella 15 años notamos una dominación masculina por lo tanto una subordinación femenina, presente en la sociedad actual, sumado a esto la tendencia de los jóvenes entre 20 y 30 años a buscar relacionarse con adolescentes menores.

Vemos planteado en este caso el típico actuar del hombre evadiendo sus responsabilidades de asumir el rol paterno quedando ella a cargo de todos los cambios y problemas que ocasionó el prematuro y no deseado embarazo.

En le texto podemos identificar conceptos como:
• Iatrogenia clínica
• Didactogenia
• Sociogenia

Consideramos que es IATROGEIA CLÍNICA porque ella tiene nulo o escaso conocimiento de su fisiología sexual.
DIDACTOGENIA porque no tiene información (o está mal informada) sobre la existencia de las pastillas o métodos anticonceptivos que no le fueron enseñados en la familia o en el colegio, a pesar de que hay una Ley de Educación Sexual.
SOCIOGENIA porque posee conocimientos adquiridos del entorno social al cual pertenece que distorsionan la realidad.

Observamos una madre permisiva, poca contención en el hogar, por la falta de diálogo sobre conductas sexuales y falta de una figura paterna. Repetición de conductas maternas, a quien le pasó lo mismo. Sumado a esto la influencia de los medios de comunicación social que influyen significativamente en el cambio de conductas sexuales.

No olvidemos las conversaciones informales con sus pares que expresan la necesidad de la mujer de ser exploradas, tocadas y amadas. Los mensajes publicitarios que promueven el sexo juvenil temprano, lejos de la concepción de un coito placentero, sano y responsable. Existe un enfoque en el lenguaje adolescente que promueve el sexo al paso descartable, sin compromiso lo que posibilita una conquista fácil e inmediata que termina prontamente en la cama.

Consideramos por esto que desde la escuela y como formadores debemos educar para que nuestros alumnos adquieran:
• Actitudes de cuidado hacia su cuerpo
• Conductas sexuales saludables
• Grados de autonomía y responsabilidad sexual
• Conocimientos sexológico
• Igualdad de oportunidades, diferenciando la sexología y sexosofía

Como docentes debemos:

• Dejar de lado nuestros principios sexosóficos y apoyándonos en conocimientos sexológicos.

• Conocer las formas de pensamientos, teorías, fantasías más frecuentes posibilitando su verbalización y contraste con la realidad.

• Responder a sus intereses y curiosidades siempre y con la verdad, pues la falta de respuesta y las respuestas engañosas conllevan a la inhibición de las ganas de saber y una pérdida de confianza en las personas adultas.

“La Adolescencia es una etapa social condicionada. Es sabido que crecer puede traer goces o también sufrimientos. Esta particular etapa del desarrollo es un acontecimiento emocional y cultural que se ve reflejado en las conductas y hábitos que tienen hoy los adolescentes”.

Los comentarios están cerrados.